miércoles, 1 de abril de 2009

DISEÑO ORGANIZACIONAL

TIPOS DE AMBIENTES
Los cuatro tipos puros de ambientes laborales son heterogéneo-estable, homogéneo-inestable y heterogéneo inestable. Es posible recurrir a este cuadro para determinar el ambiente de cualquier organización.
El diseño de organización más sencillo es eficaz en un ambiente homogéneo estable. El ambiente presenta pocas sorpresas y el papel del gerente consiste en asegurar que los empleados se apeguen en forma acorde a rutinas y procedimientos establecidos. Los gerentes y empleados necesitan relativamente menos competencias y menos capacitación formal, así como experiencia en el trabajo, para funcionar con más éxito en este ambiente que en los otros.



ORIGENES DE LA TEORIA DE SISTEMAS

La TGS surgió con los trabajos del biólogo alemán Ludwig von Bertalanffy. La TGS no busca solucionar problemas o intentar soluciones prácticas, sino producir teorías y formulaciones conceptuales para aplicaciones en la realidad empírica.
La TGS se fundamenta en tres premisas básicas, que son:
a) Los sistemas existen dentro de sistemas. Cada sistema se constituye de subsistemas y, al mismo tiempo, hace parte de un sistema más grande, el supra sistema. Casa subsistema puede ser detallado en sus subsistemas componentes, y así en adelante. También el supra sistema hace parte de un supra sistema aun más grande. Ese encadenamiento parece ser infinito. Las moléculas existen dentro de células, que existen dentro de tejidos, que componen a los órganos, que componen los organismos y así en adelante.
b) Los sistemas son abiertos. Es una consecuencia de la premisa anterior. Cada sistema existe dentro de un medio ambiente constituido por otros sistemas. Los sistemas abiertos se caracterizan por un proceso infinito de intercambio con su ambiente para cambiar energía e información.
c) Las funciones de un sistema dependen de su estructura. Cada sistema tiene un objetivo o finalidad que constituye su papel en el intercambio con otros sistemas dentro del medio ambiente.
La teoría de sistemas se introdujo en la teoría administrativa por varias razones.
a) La necesidad de una síntesis e integración de las teorías que la precedieron, esfuerzo intentado sin mucho éxito por las teorías estructuralistas y conductual. Todas las teorías anteriores tenían un punto débil: el micro enfoque. Estas teorías lidiaban con muy pocas variables de la situación total y se reducían a algunas variable impropias y que no tenían tanta importancia en administración.
b) La cibernética permitió el desarrollo y la operacionalización de las ideas que convergían para una teoría de sistemas aplicada a la administración.
c) Los resultados exitosos de la aplicación de la teoría de sistemas en las demás ciencias.
El concepto de sistemas proporciona una visión, comprensiva, inclusiva, holística y gestáltica de un conjunto de cosas complejas dándoles una configuración e identidad total. La palabra sistema denota un conjunto de elementos interdependientes e interactuantes o un grupo de unidades combinadas que forman un todo organizado. Sistema es un conjunto o combinaciones de cosas o partes formando un todo unitario.

CARACTERISTICAS DE LOS SISTEMAS
Los sistemas presentan características propias. El aspecto más importante del concepto de sistema es la idea de un conjunto de elementos interconectados para formar un todo. El todo presenta propiedades y características propias que no se encuentran en ninguno de los elementos aislados. Es a lo que llamamos emergente sistémico: una propiedad o características del agua son totalmente diferentes del hidrogeno y del oxigeno que la forman.
De la definición de Bertalanffy, según la cual el sistema es un conjunto de unidades recíprocamente relacionadas, del cual se derivan dos conceptos: el de propósito (u objetivo) y el de globalización (o totalidad). Esos dos conceptos retratan dos características básicas del sistema.
a) Propósito u objetivo: todo sistema tiene uno o algunos propósitos y objetivos. Las unidades o elementos (u objetos), y así cono las relaciones definen un arreglo que tienen siempre como fin un objetivo o finalidad de alcanzar.
b) Globalización o totalidad: todo sistema tiene una naturaleza orgánica, por la cual una acción que produzca cambio en una de las unidades del sistema deberá producir cambios en todas sus otras unidades.
TIPOS DE SISTEMAS
Existe variedad de sistemas y varias tipologías para clasificarlos. Los tipos de sistemas son:
1. En cuanto a su constitución, los sistemas pueden ser físicos o abstractos:
a) Sistemas físicos o concretos. Se componen de equipos, maquinaria, objetos y cosas reales. Se denominan hardware. Pueden ser describirse en términos cuantitativos de desempeño.
b) Sistemas abstractos o conceptuales. Se componen de conceptos, filosofías, planes, hipótesis e ideas.
2. En cuanto a su naturaleza, los sistemas pueden ser cerrados o abiertos.
a) Sistemas cerrados: no presentan intercambio con el medio ambiente que los circunda, pues son herméticos a cualquier influencia ambiental. La denominación de sistemas cerrados se da a los sistemas cuya conducta es deterministica y programada y que operan con pequeño y conocido intercambio de materia y energía con el medio ambiente. También el término se utiliza para los sistemas estructurados, en donde los elementos y las relaciones se combinan de forma peculiar y rígida, produciendo una salida invariable. Son los llamados sistemas mecánicos, como las maquinas y los equipos.
b) Sistemas abiertos: presentan relaciones de intercambio con el ambiente por el medio de innumerables entradas y salidas. Los sistemas abiertos cambian materia y energía regularmente con el medio ambiente. Se adaptan, para sobrevivir deben reajustarse constantemente a las condiciones del medio. Mantiene un juego reciproco con el ambiente y su estructura.


EL SISTEMA ABIERTO
El sistema abierto se característica por un intercambio de transacciones con el ambiente y se conserva constantemente en el mismo estado a pesar de que la materia y la energía que lo integran se renuevan constantemente.
El organismo humano, por ejemplo, no puede considerarse mera aglomeración de elementos separados, mas bien un sistema definido que posee integridad y organización. Así, el sistema abierto recibe influencia del medio ambiente e influye sobre el, alcanzando un estado de equilibrio dinámico en ese medio.
LA ORGANIZACIÓN COMO SISTEMA
El concepto de sistema abierto es perfectamente aplicable a la organización empresarial. La organización es un sistema creado por el hombre y mantiene una dinámica interacción con su medio ambiente, sean clientes, proveedores, la competencia, entidades sindicales, órganos gubernamentales y otros agentes externos. Influye sobre el medio ambiente y recibe influencia de el. Además es un sistema integrado por diversas partes o unidades relacionadas entre si, que trabajan en armonía unas con las otras con la finalidad de alcanzar una serie de objetivos, tanto de la organización como de sus participantes.
El sistema abierto puede entenderse como un conjunto de partes en constar interacción e interdependencia, constituyendo un todo sinérgico, orientado hacia determinados propósitos y en permanente relación de interdependencia con el ambiente.

CARACTERISTICAS DE LAS ORGANIZACIONES COMO SISTEMAS ABIERTOS
Las organizaciones poseen las características de sistemas abiertos que son:
1) Comportamiento probabilístico y no determinista: como todos los sistemas sociales, las organizaciones son sistemas abiertos afectados por cambios en sus ambientes y que se denominan variables desconocidas e incontrolables. Por esa razón, las consecuencias de los sistemas sociales son probabilísticas y no deterministicas y su comportamiento no es totalmente previsible. Las organizaciones son complejas y responden a muchas variables ambientales que no son totalmente comprensibles.
2) Las organizaciones como parte de una sociedad mayor constituida de partes menores. Las organizaciones se observan como sistemas dentro de sistemas. Los sistemas son complejos de elementos colocados en interacción. Ese enfoque incide mas sobre las relaciones entre lo elementos que interactúan cuya relación produce una totalidad que no puede comprenderse mediante el simple análisis de las partes por separado.
3) Interdependencia de las partes: la organización es un sistema social cuyas partes son independientes pero interrelacionadas. El sistema organizacional comparte con los sistemas biológicos la propiedad de interdependencia de sus partes, de forma que el cambio en una de las partes provoca impacto sobre las otras. La organización no es un sistema mecánico en el cual una de las partes puede ser cambiada sin n efecto de concomitante sobre las otras partes. Debido a la diferenciación provocada por la división de trabajo, las partes necesitan ser coordinadas a trabes de medios de integración y de control.
4) Homeostasis o estado de equilibrio. La organización alcanza un estado firme, es decir, un estado de equilibrio, cuando satisface dos requisitos: la un direccionalidad y el progreso.
A. Un direccionalidad o constancia de dirección. A pesar de los cambios en el ambiente o en la organización, los propios resultados se alcanzan. El sistema sigue orientado hacia el mismo fin.
B. Progreso en relación con el fin. El sistema mantiene, en relación al fin deseado, un grado de progreso dentro de los límites definidos como tolerables. El grado de progreso puede ser mejorado cuando la empresa alcanza el resultado con menor esfuerzo, con mayor precisión y bajo condiciones de variabilidad.
Estos dos requisitos para alcanzar el estado de equilibrio, un direccionalidad y progreso, exigen liderazgo y compromiso de las personas con el objetivo final que se desea alcanzar.

Además, la organización, como un sistema abierto, necesita conciliar dos procesos opuestos, ambos imprescindibles para su supervivencia, que son:
a) Homeostasis. Es la tendencia del sistema en permanecer estático o equilibrio, manteniendo inalterado su status quo interno.
b) Adaptabilidad. Es el cambio del sistema para ajustarse a los estándares requeridos en su interacción con el ambiente externo, alterando su status quo interno para alcanzar un equilibrio frente a las nuevas instituciones.
5) Frontera o límite: es la línea que demarca y define lo que se encuentra adentro y lo que se encuentra afuera del sistema o subsistema. No siempre la frontera existe físicamente. Los sistemas sociales tienen fronteras que se superponen. Las organizaciones tienen fronteras que las diferencian de los ambientes. Las fronteras varían en cuanto al grado de permeabilidad: son líneas de demarcación que pueden dejar pasar mayor o menor intercambio con el ambiente. Las transacciones entre organización y ambiente se hacen por los elementes situados en las fronteras organizacionales, es decir, en la periferia de la organización. La permeabilidad de las fronteras define el grado de abertura del sistema en relación al ambiente.
6) Morfogénesis: a diferencia de los sistemas mecánicos e incluso de los sistemas biológicos, el sistema organizacional tiene la capacidad de modificarse a si mismo y su estructura básica es la propiedad orogénica de las organizaciones, considerada Beckley la característica que identifica a las organizaciones.
7) Resistencia: las organizaciones tienen capacidad de enfrentar y superar perturbaciones externas provocadas por la sociedad sin que desaparezca su potencial de auto organización. La resistencia determina el grado de defensa o de vulnerabilidad del sistema a presiones ambientales externas. Eso explica que cuando una organización presenta elevada resistencia a los intentos de restaurar los modelos tradicionales y burocráticos sufren fuerte resistencia al avance de la innovación y del cambio.

TEORIA DEL CAOS
El término Caos se refiere a una interconexión subyacente que se manifiesta en acontecimientos aparentemente aleatorios; esto es una definición del caos aplicada a nuestras vidas.

Los principios de la teoría del caos se han utilizado con éxito para describir y explicar fenómenos naturales y artificiales diversos. Por ejemplo:
ü Predecir ataques epilépticos
ü Predecir mercados financieros
ü Modelar sistemas de producción
ü Fabricar reportes meteorológicos

En un panorama donde los negocios operan en un entorno turbulento, complejo e imprevisible, los alcances de la teoría del caos pueden ser extremadamente valiosos. Las áreas de aplicación pueden incluir:
© Estrategia de negocios
© Toma de decisiones complejas
© Ciencias sociales
© Comportamiento organizacional y cambio organizacional
© Comportamiento de la bolsa de valores, inversiones

En la teoría del caos hay tres temas subyacentes:

à El control: La teoría del caos demuestra que el sueño de poder dominar toda la naturaleza es una ilusión. Hemos de aceptar la impredecibilidad del caos en vez de resistirnos inútilmente a las incertidumbres de la vida. De ahí sale el siguiente tema:
à La creatividad: es algo inherente al caos. Pactar con el caos significaría no
Dominarlo sino ser participantes creativos.
à La sutileza: Más allá de nuestros intentos por controlar y definir la realidad se extiende el infinito reino de la sutileza y la ambigüedad, mediante el cual nos podemos abrir a dimensiones creativas que vuelven más profundas y armoniosas nuestras vidas.
MOVIMIENTO CAÓTICO
Para poder clasificar el comportamiento de un sistema como caótico, el sistema debe tener las siguientes propiedades:
Debe ser sensible a las condiciones iníciales.
Debe ser transitivo.
Sus órbitas periódicas deben formar un conjunto denso en una región compacta del espacio básico.
Sensibilidad a las condiciones iníciales significa que dos puntos en tal sistema pueden moverse en trayectorias muy diferentes en su espacio de fase incluso si la diferencia en sus configuraciones iníciales son muy pequeñas. El sistema se comportaría de manera idéntica sólo si sus configuraciones iníciales fueran exactamente las mismas. Un ejemplo de tal sensibilidad es el así llamado "efecto mariposa", en donde el aleteo de las alas de una mariposa puede crear delicados cambios en la atmósfera, los cuales durante el curso del tiempo podrían modificarse hasta hacer que ocurra algo tan dramático como un tornado. La mariposa aleteando sus alas representa un pequeño cambio en las condiciones iníciales del sistema, el cual causa una cadena de eventos que lleva a fenómenos a gran escala como tornados. Si la mariposa no hubiera agitado sus alas, la trayectoria del sistema hubiera podido ser muy distinta.
ATRACTORES
Una manera de visualizar el movimiento caótico, o cualquier tipo de movimiento, es hacer un diagrama de fases del movimiento. En tal diagrama el tiempo es implícito y cada eje representa una dimensión del estado. Por ejemplo, un sistema en reposo será dibujado como un punto, y un sistema en movimiento periódico será dibujado como un círculo.
Algunas veces el movimiento representado con estos diagramas de fases no muestra una trayectoria bien definida, sino que ésta se encuentra errada alrededor de algún movimiento bien definido. Cuando esto sucede se dice que el sistema es atraído hacia un tipo de movimiento, es decir, que hay un atractor.
De acuerdo a la forma en que sus trayectorias evolucionen, los atractores pueden ser clasificados como periódicos, cuasi-periódicos y extraños. Estos nombres se relacionan exactamente con el tipo de movimiento que provocan en los sistemas. Un atractor periódico, por ejemplo, puede guiar el movimiento de un péndulo en oscilaciones periódicas; sin embargo, el péndulo seguirá trayectorias erráticas alrededor de estas oscilaciones debidas a otros factores menores.

ATRACTORES EXTRAÑOS
La mayoría de los tipos de movimientos mencionados en la teoría anterior sucede alrededor de atractores muy simples, tales como puntos y curvas circulares llamadas ciclos límite. En cambio, el movimiento caótico está ligado a lo que se conoce como atractores extraños, atractores que pueden llegar a tener una enorme complejidad como, por ejemplo, el modelo tridimensional del sistema climático de Lorenz, que lleva al famoso atractor de Lorenz. El atractor de Lorenz es, quizá, uno de los diagramas de sistemas caóticos más conocidos, no sólo porque fue uno de los primeros, sino también porque es uno de los más complejos y peculiares, pues desenvuelve una forma muy peculiar más bien parecida a las alas de una mariposa.
Los atractores extraños están presentes tanto en los sistemas continuos dinámicos (tales como el sistema de Lorenz) como en algunos sistemas discretos (por ejemplo el mapa Hènon). Otros sistemas dinámicos discretos tienen una estructura repelente de tipo Conjunto de Julia la cual se forma en el límite entre las cuencas de dos puntos de atracción fijos. Julia puede ser sin embargo un atractor extraño. Ambos, atractores extraños y atractores tipo Conjunto de Julia, tienen típicamente una estructura fractal.
El teorema de Poincaré-Bendixson muestra que un atractor extraño sólo puede presentarse como un sistema continuo dinámico si tiene tres o más dimensiones. Sin embargo, tal restricción no se aplica a los sistemas discretos, los cuales pueden exhibir atractores extraños en sistemas de dos o incluso una dimensión.
Los atractores extraños son curvas del espacio de las fases que describen la trayectoria de un sistema en movimiento caótico. Un sistema de estas características es plenamente impredecible, saber la configuración del sistema en un momento dado no permite predecir con veracidad su configuración en un momento posterior. De todos modos, el movimiento no es completamente aleatorio.
En la mayoría de sistemas dinámicos se encuentran elementos que permiten un tipo de movimiento repetitivo y, a veces, geométricamente establecido. Los atractores son los encargados de que las variables que inician en un punto de partida mantengan una trayectoria establecida, y lo que no se puede establecer de una manera precisa son las oscilaciones que las variables puedan tener al recorrer las órbitas que puedan llegar a establecer los atractores. Por ejemplo, es posible ver y de cierta manera prever la trayectoria de un satélite alrededor de la Tierra; lo que aparece en este caso como algo indeterminado, son los movimientos e inconvenientes varios que se le pueden presentar al objeto para efectuar este recorrido.
Aplicaciones
La Teoría del Caos y la matemática caótica resultaron ser una herramienta con aplicaciones a muchos campos de la ciencia y la tecnología. Gracias a estas aplicaciones el nombre se torna paradójico, dado que muchas de las prácticas que se realizan con la matemática caótica tienen resultados concretos porque los sistemas que se estudian están basados estrictamente con leyes deterministas aplicadas a sistemas dinámicos.
En Internet se desarrolla este concepto en Teoría del Caos, el tercer paradigma, de como la estadística inferencial trabaja con modelos aleatorios para crear series caóticas predictivas para el estudio de eventos presumiblemente caóticos en las Ciencias Sociales. Por esta razón la Teoría del Caos ya no es en sí una teoría: tiene postulados, fórmulas y parámetros recientemente establecidos con aplicaciones, por ejemplo, en las áreas de la meteorología o la física cuántica, y actualmente hay varios ejemplos de aplicación en la arquitectura a través de los fractales, por ejemplo el Jardín Botánico en Barcelona de Carlos Ferrater.

No hay comentarios:

Publicar un comentario